Los hermanos Fleischer o cómo el sistema siempre se impone

Como parte de los trabajos de la asignatura tuvimos que investigar sobre los referentes históricos de la animación. En mi caso me tocó buscar información sobre los hermanos Fleischer.

Max y Dave Fleischer comenzaron a experimentar en el terreno de la animación a principio de los años 20. Max había inventado una máquina, el Rotoscopio, que permitía dibujar los movimientos interpretados por un actor, obteniendo así movimientos animados de gran realismo; de este experimento surgió Koko el payaso, dibujado por Max e interpretado por su hermano Dave. Teniendo en cuenta que en esa época Walt Disney aún trabajaba como empleado de una fábrica, se puede decir que los hermanos Fleischer fueron los verdaderos -y olvidados- padres de la animación.

Además de legarnos el rotoscopio, inventaron otras técnicas utilizadas ampliamente hoy en día: la bouncing ball -esa bolita rebotante que nos va guiando con la letra de la canción cuando hacemos karaoke- y la cámara setback, que permitió añadir profundidad a las escenas dibujadas. Fueron precursores en la creación de videoclips al realizar cortos musicales con algunas de las que hoy son leyendas del Jazz.

A diferencia de las almibaradas historias de Disney, los Fleischer se atrevieron a salir del mundo real y de lo políticamente correcto. En sus cortos se cuentan historias surreales, algunas con un tinte sexual, humor negro; no se mantiene una narrativa convencional y se deja entrever una crítica social. Sus personajes no estaban sujetos a reglas -sólo hay que ver al novio-perro de Betty Boop- y traspasaron los límites de la imaginación.

Bimbo y Betty

La censura de la época, la falta de visión para los negocios -y también la mala suerte- les hizo gradualmente ir perdiendo terreno, que fue rápidamente conquistado por Disney y su máquina de hacer negocios. De Disney el estilo ya es conocido: convencionalismo social, historias de hadas, tiernos personajes, marketing, merchandising y mantener un sello bien definido. En resumen, la animación como un producto de consumo.

 

Fuentes:

Wikipedia

Fleischer Studios

Animación Artesanal

Animation Studies 2.0

Miradas de Cine

Anuncios

Un comentario sobre “Los hermanos Fleischer o cómo el sistema siempre se impone

Agrega el tuyo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Crea un sitio web o blog en WordPress.com

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: